Ocultar Barra

La ruta de los sabores

Fecha: 16.12.2016

viajeros-italia-247-5

El año pasado hice un viaje en bicicleta por Italia para aprovechar unos días de vacaciones. Todo comenzó un cálido sábado de septiembre, cuando nos reunimos en Rímini, cerca de Bolonia, en el lobby del Hotel Oxygen. La aventura fue organizada por Rodado 26 Bike Tours, y aunque nos habíamos presentado en una reunión previa en Buenos Aires estaba ansiosa por comenzar esta travesía con 15 personas que conocía poco.
El primer día nos despertamos temprano. Luego de un desayuno lleno de energía y una mini charla técnica, nos subimos a las bicis y pedaleamos por la senda Valmarecchia. Recorrimos las colinas al pie de Roncofreddo entre diferentes tipos de cultivos, viñedos y frutales. A la tarde hicimos una pausa para tomar el té con riquísimos productos de las aldeas de la zona. En un solo día recorrimos 53 kilómetros en bicicleta. Estaba agotada pero feliz.
Los siguientes días fueron uno mejor que otro. Pedaleamos unos 30 kilómetros más por Rímini, una ciudad marítima con historia etrusca y celta por todos los rincones. Me enteré que Rímini fue un municipio imperial de Augusto y capital de la Señoría de los Malatesta durante un período de gran esplendor artístico y cultural. Al atardecer volvimos al hotel donde nos esperaba una gran cena con deliciosos platos regionales.

viajeros-italia-247-7
El cuarto día le gané al despertador. Tenía muchas ganas de seguir conociendo la región Emilia Romaña, cuyo nombre se remonta a las raíces en el legado romano en estas tierras. Me contaron que Emilia se refiere a la vía Emilia, una importante calzada romana que conectaba Roma a la parte septentrional de Italia. Romaña representa un desarrollo de Romania, cuando Rávena era la capital de la porción italiana del Imperio Bizantino y los lombardos extendieron el nombre oficial del Imperio hasta las tierras alrededor de Rávena.
Volviendo al itinerario, nos esperaban 50 kilómetros de pedaleo por el antiguo pueblo de Longiano y sus alrededores. Atravesaríamos magníficas campiñas italianas donde cada paisano trabaja su tierra con admirable paciencia.
Me alegró saber que le daríamos un descanso a las bicis y a mis piernas durante el quinto día. Nos íbamos en bus a la antigua República de San Marino. Ya me había hecho varios amigos del grupo y junto a los guías formábamos una gran familia.

viajeros-italia-247-6
Para finalizar la semana, a sólo dos días de terminar el viaje, recorrimos en bicicleta los últimos 105 kilómetros costeando el río Marecchia hasta el castillo del pueblo de Verucchio. La subida me costó pero valió la pena. Aprovechamos a descansar un rato en un pintoresco café junto a otros ciclistas con quienes intercambiamos experiencias. Visitamos las afueras de Rímini y sus zonas residenciales, parando en una típica azienda, donde nos recibieron con un banquete casero y degustaciones de aceite de oliva, vinos, quesos y mucho más.
¿Qué más puedo decir? Me llevo una experiencia súper recomendable, ocho días inolvidables, un nuevo grupo de bike fans… y dejo este relato para que podamos viajar unos minutos desde donde estemos.

Por Agustina Valls

Nota publicada en revista Biciclub Nº 249, septiembre 2015.

viajeros-italia-247-1 italia-croquisb
Si te gustó, compartilo con:

Hablamos sobre: Viajeros

Dejá tu comentario

Eres humano o robot? * Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.

iCONSEGUILA EN LOS KIOSCOS!

Nº 265 - Enero 2017

NOTA DE TAPA
Informe sobre cascos .
CICLOTURISMO: Un recorrido por Uruguay apto para chicos.
DEPORTE: La importancia de la hidratación en verano.
ENTREVISTAS: Martín Pueyrredón: una vida dedicada a la expedición.
CARRERAS: MTB: fin de temporada. [+]

    canaglia

    fullrace

    bici Up

    pedal ludico

    LVDV

    mov responsable