Conectá con nosotros

Bicis

El boom de las bicis plegables

2012_tern_lifestyle-12

Para llegar pedaleando al trabajo, combinar con transportes públicos y no atar el rodado en la calle o para pasear livianos por la ciudad los fines de semana, las folding bikes son ideales y se han convertido en una alternativa que cada día adoptan más usuarios. Enterate de qué se trata esta movida.

Por Muvin*

legar una bicicleta que se utiliza para movilizarse en la ciudad representa múltiples ventajas. Una de ellas es la de ingresarla en ciertos lugares como un departamento, oficina o comercio donde sería imposible entrar con un rodado convencional. Así, se reducen las probabilidades de siniestros y se protege a la bici de factores climáticos. Las plegables también permiten la intermodalidad de transporte, combinando su uso con el de trenes, colectivos, subtes y autos. A muchos modelos de plegables también se le atribuyen buenas prestaciones, como la postura cómoda y el andar suave y confortable. Si bien las marcas más reconocidas se dedican a fabricar plegables urbanas, hay modelos pensados para uso offroad o ruta y plegables de calidad inferior que no gozan de tales virtudes.
La característica principal de las bicicletas plegables es que cuentan con mecanismos de cierres o bisagras, para así reducir su tamaño. Por lo general, para lograr compactarlas lo más posible usan rodados de menor diámetro, siendo los más utilizados los de 20”, aunque en menor medida los hay de 16” y 24” (existen también otros rodados, pero no son tan frecuentes), ya que la dimensión de la rueda es proporcional al tamaño final de la bicicleta plegada.
En el mercado actual no podemos hablar de “plegables” en general. A nivel global existen unas cuantas marcas reconocidas por su calidad, diseño y funcionalidad: Dahon, por su trayectoria y volumen de participación en el mercado; Tern, que en realidad tiene como marca madre a Dahon y ya ha sabido posicionarse como una de las referentes en este segmento, con un diseño y gama de modelos admirable; Brompton, por inigualable portabilidad, terminación y diseño. Marcas como Montague se han dedicado a explorar diseños para usos no tan urbanos; Strida es un referente por su diseño tan peculiar y capacidad de transporte; Pacific ha explorado formas de plegado muy innovadoras, con diseños asombrosos; Birdy es una marca fabricada con tecnología alemana, aunque más bien de nicho. Claro que también existen marcas de bicicletas no-plegables que incluyen en su rango de modelos alguno que otro de estas características (como Giant y Orbea, entre otras).
En Argentina las marcas nacionales que han seguido esta tendencia de fabricación son Aurora, Olmo, Raleigh y X-Terra, ofreciendo productos para el mercado local a precios razonables. Lamentablemente la tecnología y tipo de desarrollo que requieren este tipo de bicicletas, sumado a la situación actual del mercado respecto a la imposibilidad de importar productos, no deja que estas marcas estén a la altura de las más reconocidas a nivel mundial. Sin embargo, algunas de ellas están teniendo un desarrollo interesante y ofrecen propuestas con cada vez mejores relaciones precio/calidad.
Vayamos a algunas de las consultas más frecuentes que hacen quienes se están por iniciar o recién se inician en el uso de bicis plegables:

¿Hay que pedalear más por ser rodado 20?
En marcas donde se usan componentes específicos para este tipo de bicicletas (platos, rodamientos, sistemas de transmisión) y de calidad aceptable, esto no es así. Dado que se utilizan platos más grandes que los convencionales, la relación de transmisión es compensada, con lo cual el avance de la bicicleta frente a vueltas de pedal es equivalente. La única contra que se puede sentir en una bicicleta plegable de buena calidad es que al tener un rodado generalmente pequeño, éste “copia” más las irregularidades del terreno. Aunque esto se puede mejorar con el uso de cubiertas más anchas o sistemas de amortiguación, es éste de alguna manera el precio a pagar por tener una bicicleta que se pueda reducir tanto en tamaño.

¿Cuál es el kilometraje ideal a cubrir con estas bicis?
La variedad de modelos existentes en el mercado es muy amplia, con lo cual no podemos hablar de plegables en general para responder a esto. Pero sí es posible decir que existen modelos que se comercializan que no tienen nada que envidiarle a una bicicleta de ruta de nivel medio en cuanto a velocidad final y distancias a recorrer. La mayoría de las plegables no son bicicletas que tengan como finalidad recorrer distancias considerables o andar a velocidades elevadas, pero conocemos historias de personas que han realizado largas distancias, inclusive con carga.

¿Cuál es la estatura y peso que soportan?
La mayoría de las bicicletas se fabrican siguiendo normas técnicas que tienen definidos ciertos parámetros como la altura y peso máximo del usuario. Casi todas manejan como valores máximos aceptables 1,95 m de estatura y 120 o 130 kg de peso, dependiendo principalmente del rodado con el que cuenten. La norma que deben cumplir (en Argentina se incorporó a la bicicleta plegable como una nueva categoría dentro de norma IRAM 40020, requerida para comercializar bicicletas urbanas) establece esos límites y las bicicletas se ensayan simulando estas cargas en situaciones extremas. Conocemos casos donde la bicicleta supera ampliamente los requisitos de carga impuestos por la norma, pero aún así no se encuentran explícitos valores mayores, ya que no se los pide para comercializarlas.

¿De qué material están hechas?
Casi todas son de aluminio, por cuestiones de peso, métodos de fabricación y características frente a la corrosión. No obstante, marcas como Brompton utilizan el acero con soldadura de bronce y así logran valores de resistencia mecánicos similares a las del aluminio con una sección de caños mucho menor. Esto da como resultado una bicicleta que, plegada, tiene menores dimensiones finales, como así también la fiabilidad y nobleza que otorga el acero a través del tiempo y durante la etapa de fabricación.

¿Son seguras?
Sin lugar a dudas, que una bicicleta cuente con mecanismos de pliegue, como ser bisagras o piezas rebatibles, es un tema no menor en relación a la seguridad que otorguen esas piezas en funcionamiento y más aún en situaciones de cierta exigencia, generando un potencial riesgo al usuario. Se han conocido bicicletas plegables, por lo general las más económicas, que sufren de juego en las bisagras o que tienen piezas que fallan en exigencias extremas. Si el uso que se le dará al rodado es exigente se recomienda adquirir marcas con componentes confiables, de buena calidad y que superen normas técnicas establecidas, con el fin de preservar la seguridad del usuario. La IRAM 40020 estableció que los ensayos de uso previo de la bicicleta se deben cumplir también en estas bicicletas con sus mecanismos de pliegue en la posición de uso normal, y que adicionalmente todos estos mecanismos deben contar con sistemas de seguridad secundarios para evitar que se abran accidentalmente durante el uso.

¿Son fáciles de guardar para subirse al transporte público?
Las dos grandes diferencias de las bicicletas plegables actuales frente a las más antiguas son, a nuestro entender, la rapidez con la que se pueden plegar y desplegar y el bajo peso que tienen. Estas dos características han generado nuevas oportunidades de uso en diferentes situaciones, y una de ellas es sin duda la posibilidad de combinarlas con el transporte público. Por lo general uno pedalea desde su casa hasta la estación, luego sube la bicicleta al tren/subte/colectivo para recorrer una distancia considerable y pedalea de nuevo hasta su destino final (y viceversa), cubriendo lo que se llama “la última milla” en estas bicicletas.

*info@muvin.com.ar | www.muvin.com.ar

Nota publicada en revista Biciclub Nº 232, abril 2014.

2012_tern_lifestyle-6b

Continua leyendo
Publicidad
5 Comentarios

5 Comments

  1. Gabi

    13 septiembre, 2016 a las 9:26 pm

    Tengo una Aurorita Folding Action rodado 26. Tiene tamaño convencional al desplegarla. Pero con la ventaja que plegada entra en el ascensor de donde vivo y en el baúl del auto para llevarla al campo. Por el precio y ser de aluminio (pesa alrededor de 13 kg), no está tan mal y aunque hoy roban lo que sea, aunque sea una fantasía mía, me parece que estoy menos expuesta a que me peguen un palo por la cabeza los amigos de lo ajeno que con una bici importada. Solamente le puse unas luces led y le cambié el asiento por un Velo más cómodo. Por ahora cumple mis expectativas.

  2. Pedro

    18 mayo, 2019 a las 4:35 pm

    Disculpa que pregunte. Cual es el peso maximo que debe soportar una bici plegable segun la norma IRAM que mencionas? Philco sacó una plegable que dice que cumple esa norma, pero el manual dice maximo 75kg :s

    • Biciclub

      20 mayo, 2019 a las 11:25 pm

      Pedro, hasta lo que nosotros sabemos lo de la norma iram no tiene que ver con peso que soporta la bicicleta. Saludos

  3. Agus

    20 enero, 2020 a las 9:33 pm

    Hola! Cómo sé cuál es mí rodado en las plegables? En la bici convencional soy 28

    • Biciclub

      21 enero, 2020 a las 9:25 am

      Las plegables vienen en distintos rodados, siendo la más extendida la rodado 20. Pero esto no tiene que ver con tu altura, lo que sí tiene que ver con eso es tu talle, y eso varía en todas las bicis más allá del rodado. De todos modos las plegables vienen en talles únicos ya que muchas al ser plegables tienen muchas partes regulables en altura.
      Saludos

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Bicis

Bici Pro, el seguro especial de Seguros Rivadavia para bicis de competición

Comienza la temporada estival y con ella aumentan las ganas de disfrutar de paseos en bicicleta al aire libre, acompañados por amigos y familiares. Además, teniendo en cuenta el contexto que vivimos, la bici continúa siendo una gran alternativa como medio de transporte, ya sea para aquellos que retornan a sus puestos de trabajo o simplemente para movilizarse recreativamente.


Pero sabemos que en la actualidad la bicicleta ya no es más aquella cosa “sin valor” que mucha gente tenía tirada en algún rincón del garaje o castigada en un balcón, a la intemperie. Hoy es un producto escaso y muy caro de reponer, que aumenta su valor constantemente y que al circular por la vía pública nos arriesgamos a perder por la acción de delincuentes.
Todo esto se traduce en la necesidad de contratar un seguro para proteger tanto a la propia bicicleta como a quien la conduce.
Por ello, en estos tiempos Seguros Rivadavia acentuó su preocupación por brindar la más completa protección, tanto en uso urbano, paseo, entrenamiento, para hacer ejercicio o bien para participar en competencias amateurs.
Esta preocupación dio paso a Bici Pro, un producto de máxima protección, destinado especialmente a un público exigente, que utiliza la bicicleta para entrenar y participar en eventos competitivos y reglamentados, sin fines lucrativos, que requieren condiciones específicas para el ciclista (elementos de seguridad, bicicletas especiales, condiciones de salud, etcétera). Este producto ampara tanto al ciclista como a su bicicleta.
Concretamente, Bici Pro cubre la pérdida total por robo de la bicicleta y el daño total y parcial de la misma, tanto en Argentina como en el exterior, si se contrata la extensión de cobertura.
A su vez el plan cuenta con una cobertura de accidentes personales (que ampara la muerte, la incapacidad total y permanente, y los gastos por asistencia médica por accidente para el ciclista) y la Responsabilidad Civil ante cualquier accidente que sufra circulando y que pueda provocar daños a terceros.
También se puede tomar, en forma agregada, un seguro de robo de efectos personales o de equipos portátiles electrónicos, que los asegurados porten en bolsos o mochilas, en circunstancias de uso de las bicicletas.
De este modo, Seguros Rivadavia ofrece hoy tres líneas de seguros de bicicletas: Bici Pro, Bici Max y Bici Total, con diversas alternativas de contratación en sus coberturas y capitales asegurados, para cubrir las necesidades de protección de todo tipo de clientes.
Cabe destacar que, junto a la contratación de cada uno de los productos mencionados, se accede a un conjunto de importantes servicios adicionales sin cargo para el ciclista. Algunos de ellos son: asistencia por rotura de neumático, envío de ambulancia hasta el centro médico más cercano en caso de accidente, denuncia y bloqueo de celulares y tarjetas de crédito, cambio de cerraduras por robo, reembolso de gastos de DNI por robo y asesoramiento legal ante el robo o accidente sufrido, entre otros.

Más info: www.segurosrivadavia.com | 0810-999-3200 | info@segurosrivadavia.com o bien contactarse con cualquiera de los agentes que conforman la extensa red de Productores Asesores de Seguros Rivadavia en todo el país.

Continua leyendo

Bicis

Battle, una marca que pisa fuerte

Hace tan solo un año que el mayor fabricante de bicicletas del mundo cerró un acuerdo con la empresa argentina Newsan para comercializar la marca Battle en el país y continuar potenciando su propuesta en movilidad urbana.
Desde un primer momento, la marca se destacó tanto por su calidad y diseño como también por una línea de productos pensada y desarrollada tanto para los que buscan la bici para la actividad deportiva como para aquellos que simplemente disfrutan de andar en bicicleta.
“Actualmente vendemos nuestros productos en más de 250 puntos en todo el país —declara Felipe Luongo, responsable de movilidad urbana para Battle—, entregando en tiempos récord en la industria y expandiendo la cartera de clientes para poder llevar a la marca a todos los rincones del país. Battle ha sabido ganar su lugar entre la competencia y ha tenido una excelente performance y aceptación tanto del mercado como también del ojo entrenado del bicicletero.”
Este año, la marca sumó a su completa línea una propuesta para niños rodado 12, 16 y 20 en una amplia gama de colores. Todos ellas poseen cuadro de aluminio y frenos v-brake.
“Poder contar con la marca Battle dentro de nuestro catálogo, permite expandirnos en un mercado en crecimiento como es el de las bicicletas. Hace algunos años que decidimos apostar por esta nueva tendencia e incursionar en movilidad urbana y nos encontramos con un interés muy grande de las personas por esta categoría”, señala Luongo. “El diferencial de Battle reside en la esencia de sus productos: todos ellos están pensados para los superadores de metas y para aquellos que quieren ir por más, conceptos que se potencian especialmente en pandemia.”
Desde Newsan se encuentran trabajando junto con Battle en el diseño de nuevos modelos para poder dar respuesta al actual suceso de la movilidad urbana sustentable, siguiendo las preferencias y necesidades del consumidor argentino.

battle.com.ar

Continua leyendo

Bicis

Specialized comienza a ensamblar sus bicicletas en Argentina

Se confirmó un rumor que corría en el ambiente de la bicicleta desde fines del año pasado: con una inversión cercana a los 500 millones de pesos, la marca premium californiana Specialized eligió a la Argentina para ensamblar sus bicicletas destinadas a nuestro país y en un futuro la idea es abastecer a otros mercados pequeños de la región.


Durante este 2020, la gente de Specialized estuvo abocada a planificar la producción de sus bicis, cuya base se localizará en el parque industrial de Garín (BA), y a capacitar personal que se incorpora a la empresa para el armado y el packaging.
Para el primer semestre del 2021 la empresa apunta al ensamblado de unas 4.500 unidades de 18 de sus modelos, mientras que en el segundo semestre planea producir unas 7000 bicicletas de hasta 23 modelos. El plan incluye una meta de producción de 20.000 unidades anuales.
Specialized, que sigue presidida mundialmente por su creador, Mike Sinyard, está en el país desde hace décadas, aunque en el año 2011 decidió dejar de lado todo tipo de intermediación e instalarse directamente en el país. “Mike Sinyard está al tanto de cada detalle de lo que pasa y confía en nuestro equipo. Conoce Argentina y sabe que tiene un enorme potencial, con mano de obra calificada, tecnología y una demanda que puede crecer sostenidamente. Para nosotros es una apuesta importante porque confiamos en el país y queremos que más pymes locales que son nuestros centros de venta sigan creciendo y desarrollándose ”, afirmó Fernando Ferreyra, Country Manager de la empresa en el país. Y agregó: “Este es apenas el primer paso que estamos dando para escalar el negocio en Argentina, apostando por la producción local que nos permitirá tener más y mejores modelos, y cubrir rápidamente la demanda del país que aún está muy lejos de su techo. Argentina es un mercado muy atractivo y el fanatismo por el ciclismo no para de crecer a lo largo y ancho del país, donde Specialized tiene presencia en casi todas las provincias.”
Actualmente Specialized distribuye sus productos en 120 comercios de 19 provincias y 82 ciudades argentinas.

Continua leyendo

Bicis

Cómo se producen las bicicletas Scott en Argentina: los procedimientos y las fotos

El pasado miércoles 11 de noviembre fuimos invitados a conocer la planta de producción de bicicletas del grupo La Emilia, ubicada en la localidad bonaerense de San Nicolás de los Arroyos, donde desde hace 25 años se producen varias marcas internacionales y nacionales de motos, entre ellas Motomel, su marca propia, y donde hace unos tres años se decidió incursionar en el mundo de las bicicletas, importando marcas internacionales como Orbea y Scott, y creando marcas propias como Teknial y Motomel.


En esta ocasión el motivo de nuestra visita fue conocer todos los detalles acerca de la producción de las bicicletas Scott en Argentina, una gran novedad ya que es la primera vez que la marca suiza autoriza el armado de sus bicicletas fuera de sus plantas de producción.
El proceso de trabajo es minucioso e incluye dos diferentes procedimientos, de acuerdo a la gama de bicicletas sobre las que se trabaja. El procedimiento para la gama recreativa de MTB (Aspect) consiste en una línea de armado en la cual cada trabajador se ubica en un puesto de la cadena y hace una tarea determinada en la bicicleta. Mientras que el procedimiento para las gamas más altas (Scale) consiste en una isla de trabajo en la cual cada bicicleta es armada íntegra y minuciosamente por dos mecánicos que no trabajan en línea sino en equipo.

Además, hay un puesto en donde se chequea que las bicicletas estén correctamente armadas y se controla el torque adecuado de cada tornillo de la bicicleta.

Para contarte todos los detalles acerca de esta noticia, entrevistamos a Javier Mosca, Gerente de la División Bicicletas del grupo La Emilia.

Javier Mosca, Gerente División Bicicletas.

¿Cómo fue el desafío de comenzar a producir Scott en Argentina y qué significa para ustedes?
El desafío fue grande y arrancó a fines del 2016, cuando viajé a Europa para conectarme con la gente de Scott. Mi planteo siempre fue que para tener un proyecto a largo plazo en la Argentina necesitábamos producirlas acá. No fue sencillo, es una empresa suiza con gente muy metódica y cuidadosa con respecto a la calidad de sus productos y los procedimientos. Logramos que a fines del 2017 viniera un ingeniero de Scott a conocer nuestra planta, nuestros procesos, nuestro personal calificado y la filosofía de nuestra empresa. Realmente fuimos la primera planta certificada por ellos para producir a nivel local la marca. Esto para nosotros fue un gran trabajo, es un orgullo y a su vez una gran responsabilidad. Poder ver tres años después el lanzamiento de la línea de producción local con varios modelos, que ahora son cinco pero que ya en breve sumaremos dos modelos de carbono y otros más a futuro, es un orgullo muy grande a nivel personal y empresarial. Además, como empresa está muy bueno porque eleva nuestros estándares de calidad a un nivel más alto, o sea que también nos sirve para elevar la calidad de ensamble de las bicicletas de nuestras marcas propias, aunque se trate de productos de gamas inferiores.

Es decir que este proyecto no es algo que responde a la situación económica y política de este momento sino que es algo que venían planeando desde antes
Así es, esto es fruto de un trabajo que venimos haciendo desde hace tres años. A principios del 2018 hicimos una prueba y muchos clientes recibieron sus bicicletas Scott sin saber que eran armadas localmente. Queríamos ver la respuesta del mercado y desde Scott querían probar qué sucedía y si se generaban reclamos de garantías. Afortunadamente, o mejor dicho gracias a nuestros controles de calidad, no hubo reclamos de garantía. Esto hizo que hace un año empezáramos a hablar firmemente de implementar el proyecto, ya que venían las elecciones y con un posible cambio de signo político se iba a requerir más producción nacional, primero con ensamble y después con integración.

¿Qué modelos están armando hoy y que se viene a futuro?
De la gama recreativa de MTB, la Aspect, estamos produciendo tres modelos. No elegimos los más económicos ni los más caros, que ya se solapan en precios a las Scale, sino que optamos por los intermedios, que son los modelos más vendidos a nivel mundial en el 2020, todos con frenos a disco hidráulicos: 960, 950 y 940.
En cuanto a las Scale, que ya son una gama más alta dentro lo que Scott ofrece en MTB, empezamos con las de aluminio, 970 y 980, que son las que en un comienzo nos permitieron empezar a producir y también son las más vendidas a nivel global dentro de la gama.
Pero con la llegada del gobierno actual, como lo mejor para poder seguir entregando bicicletas era producirlas con mano de obra argentina, volvimos a insistir en nuestro pedido a Scott para que nos permitiesen armar también bicicletas de carbono. Afortunadamente nos dijeron que sí, de manera que los modelos Scale 930 y 940, que son también los más vendidos de mountain bikes de carbono de la línea, se empezarán a armar en nuestra planta posiblemente desde enero del 2021. Y durante el resto del año la idea es llegar a producir 15 modelos, entre los cuales sumaremos bicis de gravel de aluminio, de ruta de aluminio, urbanas y alguna otra más de carbono.

¿El hecho de que las bicicletas Scott se produzcan acá se verá reflejado en el costo final?
Aunque se podría suponer que sí, la realidad es que no. Al no comprar las bicicletas armadas nosotros tenemos que comprar por un lado los cuadros y por otro todos los componentes, lo cual los encarece, asumiendo además mayores costos de fletes. O sea que de origen nos cuestan más caras. Después tenemos un beneficio de aranceles, ya que por el cuadro y la horquilla no se pagan impuestos de importación, pero a eso le tenemos que sumar la mano de obra local, la producción de las cajas y otras cosas más. Pero desde La Emilia queremos promocionar e impulsar la venta de estos productos de producción nacional para tener cada vez más volumen y ser más eficientes.

¿Qué capacidad de producción tiene actualmente esta planta y que aspiran o planean producir el próximo año?
Nuestra línea de producción actualmente está seteada para producir unas 3.000 unidades mensuales y ya tenemos la posibilidad de armar una segunda línea y subir a 6.000 unidades, pero por la situación mundial de falta de insumos de bicicletas, debido a la gran demanda que hubo este año, y la situación particular de Argentina, que puede llegar a tener un freno debido a la caída de la economía, decidimos no avanzar demasiado en el crecimiento ahora mismo, porque producir 6.000 bicicletas mensuales implica tener 6.000 acá, bicipartes de 6.000 bicicletas llegando y 6.000 comprando, lo cual implica una rueda bastante grande, por lo que decidimos que los primeros meses del años vamos a seguir manteniendo la producción actual. Después subiremos a 3.500 o 4.000 mensuales y ahí nos quedaremos, como para ver cómo se va desarrollando el mercado de la bicicleta acá y en el mundo y qué capacidad de abastecimiento haya.

Por Isabel García

 

Continua leyendo

Edición Digital

Nº 311

Más Leídas