Conectá con nosotros

Deporte y Entrenamiento

Regalo del día del padre: una deliciosa crónica del Gran Fondo corrido en las autopistas de Buenos Aires

Publicado

el

Es domingo de un fin de semana largo, día del padre, hace 2 grados y son las 6 de la mañana.
Debería estar durmiendo y despertarme recién dentro de un buen rato, recibir un desayuno en la cama y abrir un lindo regalito.
Pero no, estoy entrando en calor para correr 90 kilómetros arriba de una bicicleta. Así es la pasión por este deporte o, mejor dicho, el fanatismo.
Por suerte no estoy solo. Otros 3000 desquiciados sobre ruedas me acompañan, por lo que el ambiente es una locura total.

¿Cuál es la gracia de todo esto para mí? Poder recorrer las grandes autopistas de Buenos Aires, esas que hacemos todos los días en auto pero están prohibidas para transitar en bicicleta.
Y de paso testear si todo lo entrenado había surtido algún efecto.

El reloj marca las 6.30 y empieza el Gran Fondo Argentina. La salida es con velocidad controlada por un kilometro y medio pero la ansiedad me supera. Empiezo a pasar bicicletas, con ganas de revancha, después del fracaso en la última carrera.
Subimos al Paseo del Bajo en completa oscuridad. Una fila interminable de luces destellantes me marcan el camino.

Los ruteros salieron antes, pero con un grupo de mountain bikes empezamos a darles alcance.
En la oscura soledad de la Autopista Illia me entretengo mirando el extraño paisaje de esta ruta, ahora sin vehículos a motor.
No pasaron 25 minutos y estoy en Puente Saavedra. Reflexiono un instante y me doy cuenta de la ineficiencia del automóvil. (Finalizado el Gran Fondo comprobaré la veracidad de esta afirmación, al tardar más de 50 minutos en recorrer la misma distancia en mi coche.)
Un amigo rutero me devuelve a la realidad con una advertencia: “Robert, mira que son 90.”
Mi velocímetro coquetea con los 40 kilómetros por hora y me encuentro rodeado de un pelotón de montañistas extraterrestres con naves espaciales de carbono y horquillas rígidas.

Los sigo por inercia por un rato, pero al entrar a la autopista Perito Moreno, ante las primeras señales de fatiga, los dejo marchar para intercambiarlos por un pelotón más terrestre de veteranos y mujeres ruteras que se mueven mas cerca de los 30 kilómetros por hora.
Casi sin darme cuenta termino la primera vuelta de 45 kilómetros en 1 hora y 23 minutos.
El pelotón se acelera en la bajada de la 25 de Mayo y se vuelve loco en el Paseo del Bajo.
El velocímetro marca 50 y me parece que otra vez el paseo por Puerto Madero me va a salir caro.
Llegando a la estación de trenes casi me Retiro y pasando la Villa 31 mi rendimiento ya era muy pobre…
El amanecer me distrajo un poco a la altura del Aeroparque. Quizás por eso, ese tramo pasó volando…
Todo venía como lo había estudiado en Ciudad Universitaria y al pasar el Monumental me sentía el más grande…

De repente el pelotón empezó a regular la velocidad y nadie quería ir rápido. “Debe ser por las fotomultas”, pensé. Ya estábamos de nuevo en la General Paz.
Un fuerte frío en el pecho me agarró a la altura del estadio de Velez Sarfield, que estaba vacío, como todos los domingos…
Aceleré un poco al ver las barreras abiertas del peaje y me acordé de lo que dijo Messi al pasar por Carabobo.
Estabamos ya por Boedo y faltaba poco para el final. Venía bárbaro pero, como San Lorenzo, sabía que era imposible ser campeón.
Llegando a la 9 de Julio el tránsito se volvió intenso al dar alcance a otro pelotón. Hubo insultos ante los primeros embotellamientos, pero a diferencia de lo que ocurre todos los días, nadie tocó la bocina.
Por suerte, todavía quedaban piernas para el sprint final y terminar la segunda vuelta en el mismo tiempo que la primera.

La carrera había sido un éxito y todos intercambiaban felicitaciones con absolutos desconocidos.
Para festejar, me fui al tercer tiempo. Pero, para sorpresa, nada de cerveza ni alcohol. Celebré con café y medialunas hasta que me llego una pésima noticia. Quedé como un hotel alojamiento: cuarto cómodo y calentito.
Fui a sacarle una foto a las medallas (había solo hasta el tercero) y recordé que la última vez no había entrado ni entre los 100 primeros.
La vida nunca es perfecta pero, con mi mejor tiempo en esa distancia como regalo, me fui feliz a pasar en familia el día del padre.

Robert Alesso IV

Eventos

En el corazón de la Bahía de Nordelta abrió un nuevo y espectacular Scott Store

Publicado

el

Por

Con una selecta presencia de gente que forma parte del mundo de la bici, amigos y familia, el pasado jueves 30 de diciembre abrió en Avenida del Puerto 240 de Nordelta un nuevo Scott Store, en el marco de un evento tan sofisticado como los productos de la marca suiza.
Se trata del tercer Scott Store que inaugura el Grupo Tolosa —el primero fue el de Pilar y el segundo el de San Isidro.

La tienda es exclusiva de bicicletas Scott y entre su line-up cuenta con todo el abanico de mountain bikes y bicis de ruta y gravel que está produciendo Scott en Argentina, más los modelos de alta gama que llegan directamente ensamblados de origen.

Además de todas las joyas de la marca suiza, la tienda dispone de un sin fin de accesorios y componentes de las marcas más importantes del rubro de la bici: Syncros, Shimano, Sram, Maxxis, Vittoria, Schwalbe, Oakley, Santini, Muc-off, Look, Milkit, Fox, Rock Shox, Profile Design, Camelbak, Pirelli, Elite y DT-Swiss, entre otras.
 

Esta sucursal, como todas las desarrolladas por Matías Carsillo, ofrece muchísimos productos y servicios de vanguardia, pensados para darle al ciclista todo lo que necesita y más también, así como un servicio técnico de primera línea.
Como nos tienen acostumbrados las tiendas Scott del Grupo Tolosa, al entrar en cada una de ellas se respira ciclismo y camaradería. Al instante se percibe que cada miembro del staff que nos recibe, aparte de ser grandes amantes del ciclismo poseen un amplio conocimiento técnico y gran capacidad de asesoramiento.


Avenida Del Puerto 240, Nordelta (BA)
11-3301-3204
www.scottstorepilar.com.ar | Instagram: @scottstorenordelta

Continua leyendo

Deporte y Entrenamiento

Zion hace grandes bicicletas, participa en carreras… y gana

Publicado

el

Por


Nacida en 2019 a partir de la inquietud de un grupo de empresarios unidos por su amor a la bici, la marca Zion participó por primera vez en el afamado Rally Tandil como mainsponsor.
La marca y su equipo de corredores estuvieron presentes además durante los días previos a la carrera con un stand donde expusieron sus bicicletas y en el cual se realizó un desafío impulsado por la marca para participar del sorteo de una bicicleta Zion Strix. E instalaron el arco de largada y llegada y repartieron variedad de regalos durante la entrega de premios.



En cuanto a lo deportivo, el equipo Zion Factory Racing Team participó de la carrera del día domingo con dos de sus deportistas, Agustín Córdoba y Nehuén Olguín, quienes obtuvieron el primer lugar en sus categorías: el primero en categoría Elite y el segundo en categoría Juveniles. Ambos compitieron con mountain bikes Zion Diablo de fibra de carbono, tope de gama de la marca.


Un catamarqueño de apellido Córdoba que vive en Mendoza

Agustín Córdoba tiene 27 años y nació en la localidad catamarqueña de Tinogasta, donde era estudiante de Artes Visuales, aunque actualmente reside en la provincia de Mendoza, donde es parte del equipo de ventas de la tienda de ciclismo Matt Bikes.
Pero no menos importante en su vida es lo que hace sobre la bici, cuyas capacidades demostró luego de cruzar la meta de Tandil en el primer lugar de la categoría Elite.
Festejo y la mirada puesta en el futuro: “Ya me encuentro preparando mis próximos objetivos para esta nueva temporada —afirmó—, entre ellos grandes clásicas como los campeonatos argentinos de XCO y la Vuelta de Mendoza de ruta. Sueño con poder representar a mi país, a mi provincia y a la marca en una Copa del Mundo. Creo que la bici hoy forma parte de mi vida, disfruto de ella todos los días.”

En la post carrera Agustín nos aseguraba que la de Tandil había sido una gran experiencia en la que todo había salido según lo planeado: “Pude quedarme con el primer puesto y disfruté del trazado de principio a fin. Es una carrera para volver, pasamos unos maravillosos días con el Zion Racing Team y su gente y con mis compañeros de equipo.”

Durante esta temporada compitió con la mencionada Zion Diablo, sobre la que ganó campeonatos y obtuvo podios en grandes clásicas: “La Diablo es actualmente el modelo tope de gama de la marca y es un excelente producto. Lo que más admiro del modelo es su geometría; el cuadro se adhiere a todo tipo de terreno, dejándote fluir y disfrutar de la forma más segura.”

“Me gusta el deporte, me apasiona el ciclismo”

El otro ganador Zion de la tarde tandileña se llama Nehuén Olguín, solo tiene 17 años y vive en Luján de Cuyo, Mendoza, donde actualmente cursa el quinto año de la secundaria en una escuela técnica. Confiesa que le gusta el deporte en general pero que particularmente le apasiona el ciclismo, aunque en sus tiempos libres también hace trekking en la montaña, no le escapa al running y le da placer ir al gimnasio.

En Tandil se lució en su categoría, Juveniles, en la que se coronó campeón. Festejó junto a su equipo y muy poco después ya estaba, tal como su compañero Córdoba, con la mirada puesta en el futuro inmediato: “Mis metas para la temporada 2024 son las carreras más importantes del país: Altas Cumbres, Río Pinto, Trasmontaña, los campeonatos fecha única que se realicen y la idea es ir a la primera fecha de la Copa Mundial UCI de XCO que se va a correr en Brasil.”


Nehuén ya ganó en su categoría en Río Pinto y en el Transmontaña, fue en dos ocasiones campeón binacional en ciclismo de ruta y campeón argentino en la modalidad XCS por etapas en la provincia de Mendoza en 2022. Ganar en Tandil ya al fin de la temporada fue una especie de broche de oro: “Nos sentimos muy conformes en el Rally de Tandil y también muy bien recibidos. El circuito fue muy duro y muy bueno y pudimos dar un poco de batalla. En la primera vuelta nos escapamos con Agus, mi compañero de equipo, y en la segunda vuelta el equipo se disolvió un poco pero nos quedamos con el primer lugar, yo en la categoría Juveniles y mi compañero en la categoría Elite. Nos vinimos con una experiencia muy positiva y muy contentos de haber participado. Ambos corrimos con la Zion Diablo, la tope de gama de la línea de fibra de carbono de la marca. Es un misil, va muy bien, es muy estable, la geometría es espectacular. Muy linda bici y super recomendable.”

Se vienen nuevos modelos de Zion

En Tandil tuvimos la oportunidad además de hablar con uno de los directivos de Zion: “Como marca estamos muy contentos del crecimiento y de poder seguir desarrollando nuevos equipos de ingeniería y de calidad de las bicicletas. Invertimos mucho en equipamiento para la linea de trabajo, adquiriendo nuevas herramientas y maquinaria. Además, en este Rally pudimos exhibir nuestro nuevo color del modelo de carbono que se sumará al nuevo lineal que amplía nuestra familia y gama de bicicletas.”

www.instagram.com/zion_bikes | zion-bikes.com

Continua leyendo

Eventos

Ladies Power Cycling Team en la Primera Doble Bragado Femenina – El Documental

Publicado

el

Por

El pasado viernes por la noche en @cimacafeclub, se presentó el documental sobre el @ladiespowercycling en la Primera @la_doble_bragado_arg_femenina.


Un excelente registro producido por #TEAMMZ en el que se muestra desde adentro como se vive una carrera.

Charlamos con Ivan Vañek y Sofía Enecoiz, sus realizadores.

El documental podés verlo en Youtube en esta dirección

Continua leyendo

Eventos

Nueva experiencia de Specialized y Bikepoint en Nordelta

Publicado

el

Por

En el Centro Cívico de Nordelta, frente a la iglesia del barrio, Bikepoint inauguró un nuevo local con bicicletas Specialized y accesorios de primera calidad, con un concepto integrador de deporte, nutrición, salud, cuidado personal, atelier de bicis y vida social. Esta tienda busca convertirse en generadora de experiencias y punto de encuentro para apasionados del ciclismo, aficionados y público en general.
En un entorno inigualable, con la caída del sol como guiño de la naturaleza, amantes de la marca Specialized, el ciclismo, el deporte y el bienestar, se congregaron para la inauguración de este local de Bikepoint con una apuesta que buscará convertirse en un punto de encuentro para rodadas, charlas sobre ciclismo, reparación y atelier de bicicletas,
Esta nueva tienda de Bikepoint se suma a la de Pilar en una apuesta de sus dueños y de la marca Specialized por acercar los atributos y productos a un público ávido por las novedades en investigación y desarrollo a los que la marca californiana nos tiene acostumbrados.
En el evento estuvieron presentes ciclistas aficionados, competidores amateurs, profesionales, representantes de la marca y de diferentes compañías de componentes y accesorios que proveen al local, como así también público en general.
Más info https://www.bikepoint.com.ar
Continua leyendo

Más Leídas